Adiós a una racha de bonanza en el mercado laboral

Madrid (Revista E) – Agosto deja 46.400 parados más y la mayor destrucción de empleo desde 2008 -179.500 afiliados menos-; por obra y gracia de sectores como la educación, a la que ayudaron la construcción y la industria.

Hostelería y actividades sanitarias no pudieron compensar la pérdida. Sólo en el último día del mes se esfumaron más de 300 mil contratos. En las listas del paro, la cifra total de inscritos supera los 3.300.000.

En agosto se firmaron 1.500.000 de contratos, 115.000 contratos indefinidos -aún así son más que hace un año-. El gasto en prestaciones baja más de un 6%, aunque aumenta el número de personas que perciben alguna ayuda -roza el 60%-.

Deja un comentario